Desde la Sociedad Valenciana de Hipertensión Arterial y Riesgo Vascular (SVHTAyRV) queremos unirnos a la iniciativa de Valencia Cuina Oberta - Restaurant Week, en la que los mejores restaurantes de la ciudad ofrecen exquisitos menús degustación a un precio irresistible.

Preocupándonos y sintiéndonos en parte responsables de la salud de los ciudadanos de Valencia, os pedimos un extra a vuestros menús. Queremos que os atreváis a diseñar un menú cardiosaludable.

A parte del tradicional premio al mejor menú Valencia Cuina Oberta, desde la SVHTAyRV acreditaremos el premio al Menú Más Cardiosaludable en función de las siguientes normas:

  • El menú debe tener aproximadamente no más de unos 3-4 gramos de sal repartidos en todos los platos (corresponde a unos 3-4 pellizcos).
  • El condimento para elaborar y acompañar los platos de toda la carta, tanto cocinados con fuego, como en frío o fresco, debe ser el aceite de oliva virgen extra, usando como máximo 2-3 cucharadas soperas de aceite a repartir en todos los platos que conforman el menú. No abusar de las vinagretas o salsas (alto contenido en sal e hidratos de carbono de absorción rápida).
  • La pasta y el arroz entran dentro de los alimentos preferentes (hidratos de carbono de absorción lenta), en una cantidad recomendada de unos 80-100 gramos por persona. Para acompañar los platos o complementarlos se puede usar el pan tradicional de horno, bien integral o blanco (también hidratos de carbono de absorción lenta) y eludir incorporar en el menú cualquier pan o derivado procesado industrialmente (pan de molde, rosquilletas, picolinos, tostas, pan de leche, brioche…).
  • El método de cocinado de los alimentos debe decantarse por el hervido, vapor, plancha o baño maría; evitando en la medida de lo posible el freír, la tempura o el empanado.
  • Los ingredientes principales de los platos deben ser sobretodo la verdura de cualquier tipo (fibra y vitaminas), moderando el uso de patata.
  • El pescado que sea el azul (sardina, salmón, atún, bonito, trucha, arenque, anchoa, boquerón..) por el alto contenido en omega 3, por delante del consumo de marisco (alto contenido en colesterol y ácido úrico).
  • No recurrir en exceso a la carne roja (cerdo, cordero, ternera) y procesada industrialmente (hamburguesa, fránkfurt…) que tienen un alto contenido en lípidos saturados y monoinsaturados, sí a las carnes blancas (pollo o pavo).
  • La fruta y los frutos secos (nueces principalmente, evitar los anacardos, avellanas, cacahuetes o almendras) deben ser el eje principal del postre, restringiendo el uso de azúcar de absorción simple (azúcar de mesa, helados procesados industrialmente, siropes o productos caramelizados).
  • El café y las infusiones se acompañarán con leche desnatada (menor porcentaje de lípidos) y edulcoradas con edulcorante de origen vegetal (estevia) o artificial (sacarina).

El reto es vuestra salud

Junta Directiva SVHTAyRV